Comic time!

Posted on Posted in comic, Español
Mi restirador el año pasado, cuando estaba dibujando la primer entrega del comic.

 

Hace mucho tiempo un  amigo me dijo que hacer comic era como emprender un viaje en solitario, donde aunque el objetivo se tenga muy en claro, la realidad es que es incierto en mucho, el paradero. También otra persona me comento, que era un camino de transformación.
He de decir que entre más hago comic descubro que es cierto lo que me dijeron, y en ambos sentidos.

El hacer cómic no sólo significa encerrarse (por lo menos, creo que aplica para aquellos que dibujamos, entintamos, rotulamos y en sí, hacemos todo sólos) sino también, conyeva a toda una transformación artística, pues si uno es cometido y disciplinado al proyecto, el único resultado certero es que el dibujo de uno, mejorará -bueno, existen sus excepciones, obviamente-.

Cuando inicié el violín negro -y es que el Estudio Oubilette se topo con grandes baches con lo que respecta a la publicación- tenía un buen rato de no dibujar. La verdad, si la pensé en sentarme al restirador porque mi experiencia con Cuentos del Espejo había sido poco menos que frustrante. Haya sido el comic bueno o malo en su ejecución, la verdad es que me tomaba muchísimo tiempo hacerlo.

Por mucho que se vean muy lindas las páginas de cómic a color, maldigo el día en que acepte la sugerencia de Ariel Orea de colorear todo el mundo que pertenecía a la fantasía. Aunque aprendí a colorear a computadora, la verdad es que es CANSADÍSIMO colorear página por día, tan sólo para salir a tiempo. Después de todos los problemas de salud que tuve con la espalda, no quería arriesgarme a volver al mismo circo por empecinarme en hacer una historia para poder estar en una convención :/ Más aún, tenía mucho recelo del dibujo. Dejar de dibujar mucho tiempo y querer sacar un comic bien hecho es como lastimarse la rodilla y querer ir a competir en gimnasia a un evento deportivo en menos de 6 meses. Pero bueno, no me quedo de otra más que desempolvarme y siguiendo esta metáfora deportiva, ‘subirme de nuevo al caballo’ para seguir adelante. Al final tengo que decir que más allá del estress y de todas las complicaciones añadidas por estar haciendo un comic en medio de una mudanza, pude concretar no sólo el primer número del Violín Negro, sino también soltarme de nueva cuenta dibujando, lo cual siempre es muy pero muy bueno.

Foto que tome con la cámara, se muestran aquí la página 3 y 4 del comic.

 

El violinísta, Charlotte y un dibujo colado de un tipo que bocete en el aeropuerto.

Lo bonito de hacer comic (para mi) es que uno es el propio director de su película. Tu escoges a los actores, las escenas y el desarrollo, lo cual es muy entretenido y gratificante. Debo decir, y enfatizar que los periodos en los que más he sentido que he tenido un avance significativo y una ventana más amplia para comprender el arte como tal, es cuando hago precisamente cómic.  En esta ocasión, ahora que estoy en la pre-producción de mi ‘película’ descubrí que mi personaje cambió. No que fuera un homúnculo, pero ahora veo que estaba lejos de estar bien definido.  A diferencia de otras historias, donde siempre -y sin intención- he manejado niños, en esta ocasión decidí hacer algo menos común y utilizar como protagonista a una señora entrada en los 40’s, avejentada por las peripecias establecidas en el plot.

Como ya lo he mencionado anteriormente, si algo me desespera de un cómic es ver que todos se parezcan. En el scan de alado, dibujé un par de caras, tratando de encontrar una uniformidad a mi personaje.  Se que aunque he estado dibujando mucho, el tiempo que deje de hacerlo me está pasando la factura. Pero  no me derroto. Mi meta es que el personaje se vea verdaderamente sólido al finalizar. No me gustan los cómics muy garigoleados ni nada por el estilo. Me gusta que el cómic tenga línea clara y limpia y que la lectura de las páginas sea también, clara (últimamente he visto que se ha puesto de moda hacer pin ups y hacerlas pasar como página de comic y más aún, dibujar paneles de todos los tamaños sin ton y son dentro de la página, cuando el tamaño de los cuadros, por lo general, dicta el tiempo que transcurre en una acción). Ese es mi objetivo con este cómic -eso y tener la historia bien contada-. Me da bronca pensar que quizá, si todo sale bien, el comic se vea diferente de dibujo desde la primera a la última. Esto es más porque me encantaría que se viera igual en todos los volúmenes.  Claro, aveces esto no se puede. Más cuando uno va aprendiendo con la marcha y no se es así como que un erudíto gráfico :P

Quería postear más dibujines, pero no quiero dar spoilers para aquellos que si han estado leyendo el cómic y esperan la historia.  Terminando este post me espera así como que una tonelada de story boards. Lo cual me recuerda: otra cosa que me comentaron al comenzar a hacer cómic era que el hacerlo era un trabajal, para que en 5 minutos, veinte a lo mucho, los lectores terminen de leerlo XD. En fin que cosas.

Dale click para ver

 

 

Y bueno, antes de irme, la revista Dibujarte me invitó a participar en un número especial de Sketches. Aquí está la portada y una imágenes del contenido. ¡Corran al puesto de revistas! que yo esta semana pediré la mia :)

 

4 thoughts on “Comic time!

  1. Mis respetos Aurea por esta vocación, pocos artistas me inspiran el respeto que aquellos que aman el cómic o historieta y le dedican las miles de horas-espalda-ojo-mano que requiere contar una buena historia y encima con la dedicación para que salga mejor cada vez. Felicidades y ya espero mi segundo número del Violín Negro!

    1. Muchas gracias Tere. Fíjate que hay días que si me cuestiono mi vocación, o más bien mi necesidad de contar historias. Espero que esta vez salga mejor el comic :) Muchas gracias por tu comentario. Espero no defraudarte amiga!

  2. De la evolucion del dibujo, es inevitable cuando te tomas un tiempo entre el primer volumen y el último (Si no, preguntale a Kurumada). Te dire que el tipo del Aereopuerto esta muuuy bien ;)

    1. Uy, pues dirás que que mula, pero no he visto mucho avance en el trabajo de kurumada :/, pero vaya, es verdad, debe haber un avance.
      Y sobre el tipo del aeropuerto, pues no estaba de mal ver.

Comments are closed.